The Walking Dead: Rick y un paso gigante

SPOILERS ALERT! 
El héroe avanza en su plan contra Negan, mientras se concreta otro emotivo reencuentro

the-walking-dead-s07e10-0

La estrategia de Rick (Andrew Lincoln), paulatinamente comienza a dar resultados. A pesar de haber recibido la negativa de Ezekiel (Khary Payton) y del líder de La Colina para unírsele en una guerra abierta contra Negan (Jeffrey Dean Morgan) y sus Salvadores, el sorpresivo encuentro con una nueva sociedad terminará por jugar a favor de los protagonistas. El nuevo episodio, titulado “New Best Friends”, trabaja cómo poco a poco, las piezas parecen comenzar a acomodarse en el plan de Rick y su grupo por construir un ejército. Por un lado, todo pareciera indicar que los hombres de confianza de Ezekiel no tardarán en querer convencer a su líder de sumarse a esa batalla, aunque el hombre del tigre no esté aún dispuesto a asumir ese riesgo, motivo por el que Daryl (Norman Reedus), que se esconde en ese lugar, deberá jugar un papel clave.

Mientras tanto, el sheriff descubre un nuevo grupo de humanos liderado por una mujer llamada Jadis (Pollyanna McIntosh). Se trata de una sociedad que no tiene la sofisticación de la que gozan en el Reino o en Alexandria, viviendo prácticamente en una especie de centro de chatarra gigantesco, un lugar no muy cómodo pero sí muy útil en términos de protegerse e impedir el ingreso de zombies. Ese grupo, mucho más valiente y decido en comparación a las otras sociedades a las que Rick conoce de momento, sometió al héroe a una suerte de bautismo de fuego (enfrentarse contra un zombie especialmente peligroso) para conocer sus verdaderas aptitudes. Después de ver cómo Grimes salía relativamente ileso de esa prueba, el grupo no dudó en establecer con él un pacto: armas a cambio de ayuda. Por un lado, esto coloca a los protagonistas en la difícil posición de conseguir un armamento que no tienen con tal de obtener el favor de estos nuevos mejores amigos. Pero como punto a favor, esa alianza indudablemente marcará el comienzo del ejército contra Negan. Quizá Tara (Alanna Masterson), que en los episodios anteriores conoció una comunidad que tenía en su poder un pequeño arsenal, termine siendo la responsable de negociar esas armas que ahora, más que nunca, necesitan en forma desesperada.

Daryl y Carol, el reencuentro más esperado

La relación entre estos dos personajes, puede que sea una de las más conmovedoras de la serie. La mujer, que comenzó siendo víctima de los maltratos de su marido, ganó fuerza y voluntad al punto de ser una de las guerreras más fuertes, inteligentes y astutas del grupo central. Daryl, por su parte comenzó también mostrando unos serios problemas de integración, que luego dieron paso a una fraternal relación con muchos personajes de la serie, desde la fallecida Beth (Emily Kinney), hasta la mencionada Carol (Melissa McBride). Ambos se identificaron en su particular forma de relacionarse, y de manera tácita establecieron un vínculo basado en el protegerse mutuamente. Claro que como suele suceder en el caprichoso mundo en el que se desarrolla la historia, más de una vez los caminos dividieron a estos personajes, obligándolos a separarse y a tomar rumbos muy distintos. Y ahora, luego de mucho tiempo, finalmente Daryl se reencontró con Carol en la casa en la cual la mujer vive sola, alejada de todos los conflictos. En una escena notablemente emotiva, ella confiesa que su necesidad de tomar distancia tuvo que ver principalmente con el no poder soportar el dolor de ver sufrir a sus viejos amigos, y que esa soledad era la única forma en la que podía cortar vínculos y evitarse el tanto dolor. No era desinterés, sino un modo de resguardarse. Por su parte, Daryl comprende esa necesidad, y por ese motivo le oculta una terrible verdad: en los encuentros con Negan y Los Salvadores, efectivamente hubo víctimas fatales. De esta forma, se sella otro capítulo en la relación de ambos, pero dejando una puerta abierta, porque cuando Carol sepa que sí hubo miembros de su grupo que fueron asesinados a manos del dueño de Lucille, el descanso de la guerrera probablemente llegue a su fin y Carol decida volver a involucrarse en esa inminente batalla.

La guerra con Negan aún es una expresión de deseo

Es cada vez más claro que esta segunda mitad de la séptima temporada, estará exclusivamente centrada en la construcción del ejército con el que Rick planea borrar a Los Salvadores del mapa. Con Negan como objetivo principal, el héroe moverá cielo, tierra y lo que sea necesario con el objetivo de conseguir dos herramientas imprescindibles a la hora del combate: soldados y armamento. De esa forma, y en los seis episodios que restan, todo se inclinará hacia ese lugar a medida que la serie también se adentra en el oscuro mundo de este nuevo villano (de hecho el próximo episodio, Hostiles and Calamities, promete mostrar el calvario que Eugene deberá atravesar al ser rehén de Negan). Pero conociendo el modo en el que suele avanzar esta ficción, y comprendiendo que jamás en un primer enfrentamiento el conflicto tenga posibilidades de resolverse (y sabiendo que Jeffrey Dean Morgan tiene contrato firmado para la octava temporada), la muerte de Negan aún es algo distante, y la batalla final no pasa más que de ser un objetivo en el aire. Es muy probable que promediando el final de la temporada comiencen algunas pequeñas escaramuzas que puedan significar un avance para Rick, pero la derrota definitiva aún es un camino al que le falta mucho por recorrer. La expectativa entonces está puesta en ver cómo los héroes organizan su estrategia paso a paso para enfrentar al villano que seguramente, todavía tenga varias víctimas por cobrarse, ganándose de esa forma aún más el odio de Rick, de Daryl, y de los fans de esta serie.

Si queres compartirlo! Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn